Bergara: SL-Gi 38

RUTA DEL ANILLO VERDE DE BERGARA, SL Gi-38

SL-Gi38Duración: 1 h 44 min
Distancia: 9, 225km.

Como inicio y fin del recorrido, se propone la zona deportiva de Agorrosin, si bien la ruta cuenta con varios accesos y salidas alternativos. Tratándose del sendero del cinturón verde de Bergara, éste recorrido rodea el casco urbano a través de zonas de recreo y pequeños espacios naturales a conservar. En conjunto, disfrutaremos del paisaje, la vegetación y fauna de los alrededores de Bergara, así como de interesantes elementos de gran valor histórico artístico y de magníficas vistas del valle del Deba y de la villa.

 

RECORRIDO

Frente a la entrada de Agorrosin hay un panel que indica el punto de inicio e informa sobre las características del recorrido.

Una vez atravesado el paseo Boni Laskurain, el camino se dirige hacia el barrio de Goiauzoa, hasta la ermita de San Martzial. Se trata del tramo con mayor pendiente. A lo largo del camino destacan la fuente de Askatsu y el robledal que conserva en su entorno. Junto a la ermita de San Martzial encontraremos una zona recreativa, así como recursos para conocer la naturaleza y las tradiciones del lugar. Siguiendo más adelante, entre caseríos, el camino nos conducirá a la cruz de Surraga, que nos ofrece unas vistas panorámicas magníficas. En el descenso, a 200 metros de nuestro camino se encuentra el hórreo de Agarre; tras admirarlo, nos dirigiremos a la torre de Gabiria y llegaremos al barrio de San Antonio.

Desde San Antonio iniciaremos la segunda parte del recorrido. Para ello, subiremos hasta la antigua vía del tren, que nos fue legada por los "Ferrocarriles Vascongados". Es un camino cómodo y llano, que permite disfrutar de hermosas vistas sobre los paisajes de la comarca y sobre el casco histórico de la villa. Destaca también el bosque de Errekalde, que llega hasta el núcleo urbano de la villa.  Al llegar a lo que fue la estación del ferrocarril, descenderemos hacia el palacio de Moiua y entraremos de nuevo en la población para finalizar nuestro recorrido en Agorrosin.

Allí, el Centro de Actividades de Agorrosin nos ofrece su bar-restaurante, piscina y balneario donde poner la guinda a nuestra jornada de ocio.

El itinerario se encuentra perfectamente señalizado. Además, tanto en la oficina de Turismo como en Agorrosin podemos adquirir un completo plano-guía que facilita el disfrute de este bonito y sencillo paseo. Y en la web de turismo de Bergara (www.bergaraturismo.net) se nos ofrece la posibilidad de descargar el track de este itinerario. La ruta del anillo verde de Bergara puede también realizarse en BTT, en cuyo caso es más recomendable hacerla en sentido inverso.

 

ELEMENTOS DE INTERÉS

SAN MARTZIAL

El barrio de Goiauzoa, próximo al centro urbano, aún conserva paisaje y actividad rurales.  Aquí se encuentra la ermita de San Martzial. Los primeros documentos donde se cita el “monte de San Marcial”  y la ermita datan del siglo XVI, pero el uso ritual de este lugar será probablemente anterior. Espacio referencial para los bergareses, su carácter de lugar de fiesta, la ermita, la sima y una fuente sanadora crean un conjunto de elementos que lo hacen especial. La ermita era lugar de reunión de los vecinos, donde tratar los problemas de barrio y organizar el trabajo comunal. La vieja fuente, abandonada hacia 1960 y hoy oculta por la vegetación, tenía la fama de sanar las enfermedades de la piel, y atraía a mucha gente en busca de remedio.

San Martzial es actualmente una zona de esparcimiento, así como de conservación y restauración ambiental. Está equipada para el ocio (fuente, mesas, parque infantil) y para la interpretación del entorno (paneles sobre historia, costumbres, biodiversidad…). Todos los años, el pueblo de Bergara celebra aquí una multitudinaria romería.

En esta zona destacan los viejos troncos de antiguos castaños. Además de protegerlos, se han creado nuevas estructuras de madera muerta, para potenciar la vida asociada a la misma. Se viene recuperando también el bosque de robles, castaños y encinas que antaño ocupaba el lugar. Es la principal zona kárstica del municipio, encontrándose una sima, varias cuevas y sumideros.

BIODIVERSIDAD Y CINTURÓN VERDE

La biodiversidad es la variedad de formas de vida. Es urgente detener los ataques a la biodiversidad y proteger el futuro de la naturaleza, por su valor intrínseco (valor recreativo y cultural) y por los servicios que nos presta. Estos servicios son esenciales para la competitividad, el crecimiento y el empleo, así como para la mejora de las condiciones de vida en todo el mundo. Ese es precisamente uno de los objetivos del Cinturón Verde de Bergara.

Bergara se encontraba antaño cubierta por un bosque compuesto de robles, encinas, castaños, fresnos y otras frondosas. Para satisfacer diversas necesidades, hemos ido reduciendo esos bosques, creando y manteniendo en su lugar pastizales o bien sustituyéndolos por plantaciones de árboles exóticos, con la consecuente pérdida de biodiversidad que albergaban. A lo largo del camino encontraremos retazos del bosque original, como el robledal de Askatsu y el bosquete de robles y hayas que se encuentra sobre Errekalde. Aunque transformados, estos bosques son muy valiosos y es prioritario conservarlos. En ellos encontramos muchas especies de plantas (robles, acebos, cerezos silvestres, espinos…), y animales (garduñas, ardillas, lirones, corzos, gavilanes, trepadores, reyezuelos…). También las zonas de prados y setos acogen a muchas especies.

Con unos prismáticos podremos disfrutar observando las aves durante todo el recorrido. Y una buena guía de campo nos permitirá identificar las numerosas especies vegetales que bordean el camino, muchas comunes y otras poco frecuentes, como el Durillo (Viburnum tinus), que aun siendo una especie de marcado carácter mediterráneo, mantiene en Artzamendi una importante población.

UN HÓRREO Y VALIOSOS PALACIOS

Agirreko garaia

A  lo largo del propio camino o en sus cercanías encontraremos  varios elementos de gran valor histórico-artístico. El Hórrreo de Agirre, construido en la primera mitad del s. XVI y que es uno de los tesoros arquitectónicos de Bergara, resulta ser es el único hórreo auténtico que queda en Gipuzkoa. El hórreo está situado muy cerca del recorrido.

Un poco más adelante encontramos la torre de Gabiria y no muy lejos, aunque apartándonos del camino, se sitúa la de Ozaeta. Ambas torres, situadas fuera del casco  urbano histórico, pertenecieron a dos poderosas familias locales que lucharon entre sí durante la Baja Edad Media. La torre de Gabiria fue construida a finales del siglo XV en sustitución de la torre medieval anterior. Remodelada y ampliada en siglos posteriores, fue rehabilitada en 2006/7. Cuenta con un gran escudo de armas.

Finalizando el recorrido encontraremos la torre de Moiua. Construida a lo largo de varios siglos (XVI, XVII) y reformada en el XVIII, muestra una fachada principal soberbia.

AddThis Social Bookmark Button